La actriz tenía ochenta años.

Jessica Walter, mayormente reconocida por haber dado vida a Lucille Bluth en las cinco temporadas de la notable comedia de Fox, Arrested Development, falleció en su residencia en Manhattan la madrugada del miércoles a sus ochenta años de edad.

La noticia fue reportada por Deadline la tarde del jueves.

Walter comenzó a trabajar en el cine y la televisión a partir de 1964 siendo parte de Lilith y la serie Flipper, respectivamente.

Dos años después, recibió su primera de dos nominaciones al Globo de Oro por su trabajo en el drama deportivo, Grand Prix (John Frankenheimer, 1966).

Su segunda candidatura llegó a comienzo de los setenta de mano de Clint Eastwood por Play Misty for Me.

El reconocimiento más mainstream hacia Walter no llegaría sino hasta 2003, año en que se unió al reparto principal de Arrested Development, serie por la que en 2005 fue nominada al Premio Emmy a Mejor Actriz en una comedia.

Walter regresó a la serie para el revival de Netflix en 2013 y la última y quinta temporada estrenada en el 2018.

Tras la segunda cancelación que Arrested Development sufrió en Fox, Walter no encontró estabilidad en la televisión sino hasta tres años después con la animación de espías de FX, Archer, donde le prestó la voz en 110 episodios a la alcohólica madre del protagonista.

A continuación adjunto algunos tuits del reparto de Arrested Development:

Categories: Cine Televisión